5 BENEFICIOS DE USAR ZAPATOS

Publicado:

2023-08-23


Las cubiertas para zapatos son elementos comunes del equipo de protección personal (EPP) dentro de los entornos médicos, de sala limpia, químicos, industriales, de laboratorio y de emergencia. Tales entornos a menudo requieren cubiertas de calzado como parte de los protocolos de EPP estándar.

Pero, ¿qué pasa con los entornos en los que las cubiertas de zapatos no son obligadas por los estándares de la industria o las instalaciones, como el trabajo de contratación? Considere estas cinco razones por las que las cubiertas de zapatos siguen siendo una valiosa pieza de vestimenta de PPE incluso para contratistas como carpintería, instalación de cables, instaladores de HVAC, electricistas, plomeros y más.

 

¿Qué son las cubiertas de zapatos?

Las fundas de zapatos son prendas desechables sin cordones que se ajustan perfectamente a una variedad de estilos y tamaños de zapatos. Evitan que el material potencialmente peligroso (incluidas las partículas orgánicas y químicas) entre en contacto con la parte inferior de los zapatos de una persona.

Busque las siguientes características en las cubiertas de zapatos de calidad:

Fácil de Don y Doff (poner y quitar)

Bandas elásticas seguras pero flexibles alrededor de los tobillos para evitar resbalones

Tejido duradero pero transpirable que no se rasgará ni se enganchará, a la vez que proporciona una protección adecuada contra líquidos y partículas

Material que cumpla con los estándares de las prácticas de flujo de trabajo de la industria (por ejemplo, embalaje estéril y nivel apropiado de garantía de esterilidad)

Suelas antideslizantes y resistentes que mejoran el seguimiento y reducen el riesgo de resbalones y caídas

 

Cuando puede necesitar cubiertas para zapatos

Desafíos estacionales. En pleno invierno o primavera, cuando el calzado suele rastrear la sal, la lentitud, el lodo y el agua, las cubiertas de los zapatos pueden ser excepcionalmente útiles para reducir el desorden.

Trabajos de contratación privada. Electricistas, plomeros, instaladores de cables, renovadores, exterminadores de insectos y muchos otros contratistas utilizan estos dentro de los hogares de los clientes para garantizar que los hogares de sus clientes permanezcan lo más limpios posible mientras realizan su trabajo.

Empleos médicos e industriales. Las fundas para zapatos se usan a menudo en salas de emergencia, quirófanos, laboratorios y salas limpias. Además, cuando algunos pacientes ingresan al hospital con insectos o infecciones altamente contagiosas, cualquier persona que ingrese a su habitación privada (ya sea personal o familia) puede ser obligada a usar fundas para zapatos junto con PPE adicional, como guantes desechables, batas y máscaras.

Uso público. Puede ser sorprendente saber que muchos laicos encuentran formas de usar cubiertas de zapatos en su vida cotidiana. Por ejemplo, algunas personas prefieren cubrir sus pies en una cama de bronceado o proteger sus zapatos durante las inclemencias del tiempo.

 

 

Las cubiertas para zapatos son elementos comunes del equipo de protección personal (EPP) dentro de los entornos médicos, de sala limpia, químicos, industriales, de laboratorio y de emergencia. Tales entornos a menudo requieren cubiertas de calzado como parte de los protocolos de EPP estándar.

Pero, ¿qué pasa con los entornos en los que las cubiertas de zapatos no son obligadas por los estándares de la industria o las instalaciones, como el trabajo de contratación? Considere estas cinco razones por las que las cubiertas de zapatos siguen siendo una valiosa pieza de vestimenta de PPE incluso para contratistas como carpintería, instalación de cables, instaladores de HVAC, electricistas, plomeros y más.

 

¿Qué son las cubiertas de zapatos?

Las fundas de zapatos son prendas desechables sin cordones que se ajustan perfectamente a una variedad de estilos y tamaños de zapatos. Evitan que el material potencialmente peligroso (incluidas las partículas orgánicas y químicas) entre en contacto con la parte inferior de los zapatos de una persona.

Busque las siguientes características en las cubiertas de zapatos de calidad:

Fácil de Don y Doff (poner y quitar)

Bandas elásticas seguras pero flexibles alrededor de los tobillos para evitar resbalones

Tejido duradero pero transpirable que no se rasgará ni se enganchará, a la vez que proporciona una protección adecuada contra líquidos y partículas

Material que cumpla con los estándares de las prácticas de flujo de trabajo de la industria (por ejemplo, embalaje estéril y nivel apropiado de garantía de esterilidad)

Suelas antideslizantes y resistentes que mejoran el seguimiento y reducen el riesgo de resbalones y caídas

 

Cuando puede necesitar cubiertas para zapatos

Desafíos estacionales. En pleno invierno o primavera, cuando el calzado suele rastrear la sal, la lentitud, el lodo y el agua, las cubiertas de los zapatos pueden ser excepcionalmente útiles para reducir el desorden.

Trabajos de contratación privada. Electricistas, plomeros, instaladores de cables, renovadores, exterminadores de insectos y muchos otros contratistas utilizan estos dentro de los hogares de los clientes para garantizar que los hogares de sus clientes permanezcan lo más limpios posible mientras realizan su trabajo.

Empleos médicos e industriales. Las fundas para zapatos se usan a menudo en salas de emergencia, quirófanos, laboratorios y salas limpias. Además, cuando algunos pacientes ingresan al hospital con insectos o infecciones altamente contagiosas, cualquier persona que ingrese a su habitación privada (ya sea personal o familia) puede ser obligada a usar fundas para zapatos junto con PPE adicional, como guantes desechables, batas y máscaras.

Uso público. Puede ser sorprendente saber que muchos laicos encuentran formas de usar cubiertas de zapatos en su vida cotidiana. Por ejemplo, algunas personas prefieren cubrir sus pies en una cama de bronceado o proteger sus zapatos durante las inclemencias del tiempo.

 

5 beneficios de usar fundas para zapatos

¿Se pregunta si su lugar de trabajo debe iniciar el uso de cubiertas de zapatos? Considere estas cinco razones por las que su organización puede beneficiarse:

Reduce la propagación de la contaminación. Las cubiertas de zapatos desechables se pueden tirar simplemente después de salir de un entorno de trabajo. Esto reduce drásticamente el riesgo de contaminación cruzada y evita que los empleados rastreen material potencialmente dañino a otras áreas del edificio o incluso a la comunidad.

Ayuda a mantener una habitación y un ambiente más limpio. Las cubiertas para zapatos evitan el rastreo de sustancias alrededor del edificio o espacio de trabajo, que de lo contrario podrían dañar el piso, representar un peligro de caída o perjudicar la esterilidad y limpieza de las habitaciones. Incluso la propagación de suciedad y suciedad ordinaria puede ser prevenida por contratistas como electricistas y fontaneros cuando entran y salen de la casa de un cliente con la ayuda de cubiertas de zapatos desechables.

Ayuda a mantener los zapatos limpios. Muchos trabajos requieren actividades que pueden exponer a los empleados a materiales que pueden manchar o dañar el calzado. Dado que las cubiertas de los zapatos proporcionan una barrera física entre estos materiales, el calzado individual permanece más limpio... y más profesional para arrancar (sin juego de manos).

Mejora la eficiencia. Es menos probable que los empleados que usan fundas para zapatos necesiten tiempo fuera de sus tareas laborales requeridas para limpiar o cambiar el calzado sucio.

Mejora la satisfacción del cliente. Los clientes, ya sea en instalaciones médicas, edificios de oficinas u hogares privados, aprecian la atención al detalle y el nivel de cuidado y profesionalismo mostrado por el personal que elige usar cubiertas para zapatos. Muchos clientes tienen razones personales, de salud o religiosas específicas contra la presencia de zapatos en el hogar, y las cubiertas para zapatos ofrecen una alternativa razonable cuando no es seguro o apropiado que el personal se quite el calzado. Además, los clientes apreciarán la limpieza mejorada que proporcionan las cubiertas de zapatos, y probablemente se sientan más cómodos y seguros en el entorno dado.